Gestión del Riesgo - Manizales

LEGISLACIÓN RELACIONADA CON LA GESTIÓN DEL RIESGO

E-mail

NIVEL NACIONAL

Ley Nº 46 de 1988

Por la cual se crea y organiza el Sistema Nacional para la Prevención y Atención de Desastres.

En esta ley se establecen los objetivos y noción del Sistema Nacional, los aspectos a tener en cuenta del Plan Nacional de Prevención y Atención de Desastres, establece la necesidad de un Sistema Integrado de Información, la participación de entidades y organismos públicos y privados, y la aplicación del Plan Nacional en las actividades de planeación regional, departamental y municipal.

También se crea el Comité Nacional para la Prevención y Atención de Desastres y sus integrantes, los Comités Regionales y Operativos Locales, así como su conformación, la Oficina Nacional de Prevención y Atención de Desastres, en el departamento administrativo de la Presidencia de la República.

Así mismo se especifica el manejo de situaciones específicas de desastre, definiendo cómo se declara una situación de desastre, el plan de acción específico, la dirección y coordinación, la participación de las entidades públicas y privadas para este tipo de situaciones, entre otras.

Otro capítulo de esta ley está relacionado a la definición de las facultades extraordinarias para el Presidente de la República para poner en funcionamiento y promover esta Ley.



Decreto No. 919 de 1989

Por el cual se organiza el Sistema Nacional para la Prevención y Atención de Desastres y se dictan otras disposiciones.

En este decreto se especifican los objetivos e integrantes del Sistema Nacional, así como los aspectos del Plan Nacional de Prevención y Atención de Desastres, la participación de las entidades y organismos públicos y privados en su elaboración y ejecución y su inclusión en las actividades de planeación nacional, departamental y municipal.

Por otro lado habla del Sistema Integrado de Información y de la necesidad de que realice análisis de vulnerabilidad. Dentro de las funciones de la Oficina Nacional de Prevención y Atención de Desastres establece la definición de condiciones mínimas de protección, criterios para diagnóstico y prevención de riesgos, para los mecanismos de información de desastres y calamidades.

También enuncia los elementos del planeamiento de operaciones en caso de situaciones de desastre, exige la realización de planes de contingencia por parte de los comités locales y regionales, teniendo en cuenta los aspectos sanitarios de los planes de contingencia.

Un capítulo es dedicado a especificar el manejo de situaciones específicas de desastre, definiendo cómo se declara una situación de desastre, el plan de acción específico, la dirección y coordinación, la participación de las entidades públicas y privadas para este tipo de situaciones, con mayor detalle que la Ley 46 de 1988, en cuanto a contratación, ocupación temporal y demolición de inmuebles, imposición de servidumbres y resolución de conflictos, adquisición y expropiación, moratoria o refinanciación de deudas, control fiscal y donaciones. También se hace una declaratoria de situaciones de calamidad.

El decreto así mismo trata los aspectos institucionales del Comité Nacional para la Prevención y Atención de Desastres, su funcionamiento, del Comité Técnico Nacional, del Comité Operativo Nacional para Atención de Desastres, de la Oficina Nacional para la Prevención y Atención de Desastres, de los Comités Regionales y Locales para la Prevención y Atención de Desastres, de las entidades territoriales, de la dependencia y organismos de la Administración Central, de las entidades descentralizadas del orden nacional, las redes nacionales y los fondos.

Por último hace unas disposiciones sobre la Defensa Civil, la Cruz Roja, el Fondo Nacional de Calamidades, el Personal paramédico, entre otros.


Ley 99 de 1993

La ley 99 de 1993 crea el Ministerio del Medio Ambiente, en ella se plantea en el numeral 9 del artículo 1, que: “La prevención de desastres será materia de interés colectivo y las medidas tomadas para evitar o mitigar los efectos de su ocurrencia serán de obligatorio cumplimiento”.


En el título IV, denominado de las Corporaciones Autónomas regionales, en su artículo 31, define las funciones de las CAR, entre las cuales se destacan las siguientes:


  • Ejecutar, administrar, operar y mantener en coordinación con las entidades territoriales, proyectos, programas de desarrollo sostenible y obras de infraestructura cuya realización sea necesaria para la defensa y protección o para la descontaminación o recuperación del medio ambiente y los recursos naturales renovables.

  • Realizar actividades de análisis, seguimiento, prevención y control de desastres, en coordinación con las demás autoridades competentes y asistirlas en los aspectos medioambientales en la prevención y atención de emergencias y desastres; adelantar con las administraciones municipales o distritales programas de adecuación de áreas urbanas en zonas de alto riesgo, tales como control de erosión, manejo de cauces y reforestación.


Ley No. 322 de 1996

Por la cual se crea el Sistema Nacional de Bomberos de Colombia. En este se define que es deber del Estado asegurar su prestación eficiente a todos los habitantes del territorio nacional, en forma directa o por medio de los Cuerpos de Bomberos Voluntarios, por lo que se crea el Sistema Nacional de Bomberos con el objeto de articular los esfuerzos públicos y privados para la prevención y atención de incendios, explosiones y demás calamidades conexas, haciendo parte del Sistema Nacional para la Prevención y Atención de Desastres.

Este sistema de bomberos se subdivide en: cuerpos de bomberos; delegaciones Departamentales de bomberos y la delegación Distrital de Santafé de Bogotá; la Dirección Nacional para la Prevención y Atención de Desastres del Ministerio del Interior; la Junta Nacional de los Cuerpos de Bomberos de Colombia; y la delegación Nacional de Bomberos. Del mismo modo, define las funciones de estos organismos, entre otras consideraciones.


Ley 388 de 1997

Por medio de la cual se modifica la ley 9 de 1989 y se adoptan los Planes de Ordenamiento Territorial (POT). Esta ley comprende un conjunto de acciones político administrativas y de planificación física concertadas por parte de los municipios o distritos, buscando orientar el desarrollo del territorio de acuerdo con estrategias de desarrollo socioeconómico y en armonía con el medio ambiente.


Tiene como objeto incorporar instrumentos que permitan transformar el territorio de manera que se optimicen los recursos naturales para mejorar condiciones de vida en el presente y en el futuro.


Entre sus objetivos generales se encuentran, el promover la prevención de desastres en asentamientos de alto riesgo y velar por la protección del medio ambiente y la prevención de desastres.


En su artículo 3, denominado función pública del urbanismo, define que el ordenamiento del territorio constituye en su conjunto una función pública, para el cumplimiento de los siguientes fines: mejorar la seguridad de los asentamientos humanos ante los riesgos naturales.


En su artículo 8, denominado función acción urbanística, precisa que mediante estas acciones urbanísticas se debe ejercer la localización las áreas críticas de recuperación y control para la prevención de desastres, así como áreas de conservación y recuperación paisajística.


Decreto No.93 de 1998

Por el cual se adopta el Plan Nacional para la Prevención y Atención de Desastres.

Aquí se definen los objetivos del Plan, los Principios Generales, y Estrategias Generales. También se definen los programas del Plan, entre los que se encuentran: programa para el conocimiento sobre riesgos de origen natural y antrópico, programa para la incorporación de la prevención y reducción de riesgos en la planificación, programas de fortalecimiento del desarrollo institucional, programas para la socialización de la prevención y la mitigación de desastres.

Se anexa el documento del Plan, que incluye un diagnóstico general, los fundamentos, y en más detalle los principios, estrategias, programas y subprogramas.


Ley 1523 de 2012

Por la cual se adopta la Política Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres, que se concentra en responsabilidades, principios y definiciones básicos, en donde el concepto de riesgo es la base; además se establece el Sistema Nacional de Gestión del Riesgo de Desastres.


Dicha política organiza al país desde el nivel nacional al territorial, modifica la estrategia de asistencia a personas afectadas, permite tomar decisiones oportunas y ejecutar presupuestos necesarios para la atención de las emergencias, donde participan los sectores públicos, privados y comunitarios.


Solo hasta la ley 1523 de 2012, se da un cambio en el paradigma al concentrar los esfuerzos no solo en el desastre sino en la intervención de sus causas, basándose en 4 procesos fundamentales: la identificación del riesgo, la reducción del riesgo, el manejo de desastres y la transferencia del riesgo.

Otros aspectos importantes de esta ley son: Define realmente qué es la gestión del riesgo, concepto que ya a nivel internacional ha sido el objetivo y no la prevención de desastres y manejo de emergencias; define responsabilidades incluyendo por primera vez a todos los habitantes del territorio colombiano, como corresponsables, los cuales deben actuar con precaución, solidaridad, auto-protección, tanto personal como de sus bienes y presenta una amplia cantidad de definiciones que incluyen también la adaptación al cambio climático y resiliencia.


El énfasis en la reducción del riesgo también se ve reflejado en varios capítulos para temas de planificación y sistemas de información.


Las implicaciones que se tienen a partir de esta ley para las autoridades municipales, corporaciones autónomas regionales y entes de control, es que la responsabilidad sobre estos temas ya no se hace con respecto al desastre (materialización del riesgo), si no a la situación de riesgo (antes de que ocurra el evento). Esto quiere decir que hay un compromiso mucho más fuerte de las autoridades por actuar frente a la situación de riesgo, haciendo estudios para reducirlo, reducir la vulnerabilidad, y así evitar que ocurran futuros desastres.


Decreto 1974 DE 2013

Por el cual se establece el procedimiento para la expedición y actualización del Plan Nacional de Gestión del Riesgo.


Considera que dicho Plan de Gestión del Riesgo, deberá contener los componentes, objetivos, programas, acciones, responsabilidades y presupuestos, mediante los cuales se ejecutan los procesos de conocimiento del riesgo, reducción del riesgo y de manejo de desastres, en el marco de la planificación del desarrollo nacional y territorial.


Además la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres será la entidad encargada de elaborar y actualizar el Plan Nacional de Gestión del Riesgo.


NIVEL MUNICIPAL


Decreto 200 de 2000

Por medio del cual se determina la composición y el funcionamiento del Comité Local de Manizales para la Prevención, Atención y Recuperación de Desastres - COLPADE. Este decreto especifica las funciones en relación al Plan Nacional de Prevención y Atención de Desastres, al Sistema Integrado de Información, con relación a las situaciones de desastre y a los planes de acción específicos.


De igual forma define los participantes y funciones de la Comisión Técnica del Comité Local, la Comisión Operativa y la Comisión Educativa.


Acuerdo N°508 de 2001

Por medio del cual se adopta el plan de ordenamiento Territorial del municipio de Manizales.


En el artículo 7 de su capítulo II, define a Manizales como un municipio responsable, ya que este deberá manejar adecuadamente las condiciones de vulnerabilidad física frente a las amenazas naturales y disminuirá las zonas de riesgo que sean ocupadas. La cultura de la prevención estará basada en el reconocimiento de las condiciones físicas del territorio y en la claridad sobre la forma y las herramientas a utilizar para ocuparlo.


También en otros de sus artículos pero del capítulo III, dentro de las políticas y estrategias para la adecuada ocupación y manejo del suelo y demás recursos naturales, se precisan las siguientes:


  • Conocer las condiciones naturales del territorio para prevenir las amenazas naturales del territorio para prevenir las amenazas naturales y para poner en práctica medidas de mitigación y prevención de los riesgos.


  • La reubicación de viviendas que ocupen zonas de alto riesgo; construcción de obras de defensa y estabilidad; diseño del plan de atención de emergencias; ejecución del plan de acción para la prevención y atención de desastres.


OTRAS NORMAS RELACIONADAS


Ley 49 de 1948

Por la cual se provee a la creación del Socorro Nacional en caso de calamidad pública.


Ley 9 de 1979

Por la cual se dictan medidas sanitarias. Dicha ley se refiere en su título VIII al tema de desastres.


Decreto 321 de 1999

Por el cual se adopta el Plan Nacional de Contingencia contra Derrames de Hidrocarburos, Derivados y Sustancias Nocivas.


Decreto 4674 de 2010

Por el cual se dictan normas sobre evacuación de personas y se adoptan otras medidas.


Decreto 4819 de 2010

Por el cual se crea el Fondo de Adaptación. El gobierno Nacional de Colombia crea el Fondo de adaptación, entidad adscrita al Ministerio de Hacienda, como un mecanismo institucional para identificar y priorizar necesidades en la etapa de recuperación, construcción y reconstrucción del Fenómeno de la Niña 2010-2011, con el propósito de mitigar y prevenir riesgos, y proteger a la población de las amenazas económicas, sociales y ambientales.

Sigue nuestra actividad en las redes sociales

strojka
Joomla Templates
russia
turne
stati na zakaz